“A los pibes no hay que cargarlos de presión”

Habla con seguridad Diego González. Tiene la capacidad de convencer porque le pone un tono muy creíble a lo que dice. Y lo que dice es criterioso. Sincero, con la misma convicción que muestra al pedir la pelota en el medio, cuando elige a quien darle un pase o los momentos para pisar el área rival por sorpresa. El Pulpo es hoy un pilar de Racing, un titular indiscutido que se consolidó como una estación obligada por la que el balón debe pasar sí o sí en Racing. En RdA reproducimos la nota que le hizo Olé y agregamos más conceptos.

-¿A Atlético Mitre le ganaron sin jugar bien?

-En los papeles, todos pensábamos que iba a ser más fácil contra un rival una categoría abajo. Fue un partido difícil, como pasa en este tipo de competencias en las que los equipos inferiores salen a jugar como nunca: con muchísimas ganas, entusiasmo y énfasis. En el primer tiempo ellos corrieron mucho y nosotros tuvimos dos situaciones claras. Después abrimos la cancha y jugamos por los costados. Analizándolo un poco más fríos, sin pensar en que podíamos golear, se nos hizo cuesta arriba cuando estábamos un gol abajo. Después pudimos revertir el resultado.

-Pero se vio falta de fútbol.

-Debemos trabajar para volver a ser un equipo sólido y que no nos conviertan. De mitad para adelante tenemos grandes jugadores que pueden hacer la diferencia en todos los partidos. Hay que darles la tranquilidad para que no sientan que tienen que hacer dos goles para que ganemos. Nos falta hacernos más firmes en defensa, achicar el margen de error para terminar con el arco en cero y agarrar confianza desde el arquero, pasando por los defensores hasta los volantes. En el fútbol se empieza de atrás para adelante.

-¿Y con la pelota qué deben mejorar?

-Después de mentalizarnos en terminar sin goles en nuestro arco, hay que pensar en la elaboración, manteniendo la pelota, sabiendo que todos los rivales son distintos. El otro día día fuimos protagonistas teniendo la pelota, aunque sin ser lo punsantes que queríamos. Se jugó casi todo el partido en el campo de ellos. Hay que tener paciencia, es un equipo muy nuevo. Nos tenemos que conocer entre los que ya estsmos desde antes y los que llegaron.

-¿La paciencia es lo más difícil de pedirle al hincha en nuestro fútbol?

-Esas cosas no se piden. La paciencia la debemos tener nosotros. Es normal que la gente quiera ir ganando 1-0 al minuto. Nosotros también. Pero somos profesionales, tenemos que manejar esas costitas, sin volvernos locos ni desesperarnos. Somos un equipo en formación que seguramente, con el correr de los partidos, se irá aceitando y acomodando a la idea de juego. No tengo dudas de que nos va a ir bien porque el grupo se está haciendo cada vez más fuerte.

-¿Sentís que Racing dará que hablar?

-Es lo que nos propusimos. Queremos que se hable mucho de Racing por cosas buenas. Que no se hable tanto de de las individualidades, sino del grupo. Eso pregonamos. Sabemos que hay muchos chicos que pueden ser figuras, pero queremos que lo sea el equipo.

-¿Por los refuerzos que llegaron puede verse un perfil de equipo distinto del del semestre pasado?

-Si se cae un compañero, tiene que haber cuatro rodeándolo. El equipo tiene que estar unido. Eso es lo que queremos que vean los hinchas. El grupo está muy bien, pero tampoco sirve de nada si después los resultados no te acompañan. Vamos por el buen camino, aunque no hay que confiarse. El otro día no encontrábamso el gol y la pasábamos mal, pero siempre, en todo momento, buscamos un buen pase, una asistencia a un compañero. No pensamos en lo individual.

-¿Hablaste con Arévalo Ríos después de su error en el gol de Mitre?

-Hemos analizado no solamente esa jugada… Pensó que la podía sacar. Son situaciones que le pueden pasar a cualquiera. Es una persona muy inteligente que seguramente no volverá a tener ese error. Pero ya está, quedó atrás. Por suerte pudimos revertir el resultado. Ahora hay que pensar en seguir ensamblando las líneas, ser un equipo más compacto y  agresivo.

-¿Cómo es el Cacha en el vestuario?

-Muy alegre. Entró muy bien en el vestuario, igual que los chicos que han llegado en este semestre. Los que venimos del torneo anterior estamos contentos con los refuerzos que han llegado. Tienen muchas ganas de aprender y escuchan. Eso hace que el equipo esté bien, con ganas de que empiece el torneo.

-¿Qué pensaste cuando Licha López dijo que no descartaba retirarse a fin de año?

-Ni bien leí lo que dijo, me dí cuenta de que era por bronca debido a su lesión. No quiso asustar a la gente, a los directivos y mucho menos a los compañeros. Le gusta entrenarse, nunca sale de los entrenamientos, nunca pide el cambio en los partidos. Es un profesional al cinto por ciento y no poder entrenarse a la par de sus compañeros lo llevó a decir esas cosas. Tiene muchas cosas más para darle al fútbol, ojalá sea en Racing. Todos sabemos que es un jugador distinto. Hay que cuidarlo y rodearlo bien. Si está cómodo y contento, será muy útil para nosotros.

-¿Te vas sinttendo cada vez más importante?

-Yo no soy ejemplo ni referente para nadie. Cada uno debe ser su propio referente, cada uno tiene que cometer errores para aprender, como en la vida misma. Los chicos tratan de copiar, yo no inculco nada, sino que trato de mostrar con hechos: llegando temprano al entrenamiento, con conducta, con comportamiento… Que ellos se den cuenta y sepan que pueden contra con nosotrtos, que somos los más grandes del vestuario. Yo me siento muy feliz, nunca imaginé que me sentiría tan bien. Sabía que iba a estar bien en Racing, pero no en este presente tan bueno en lo personal y profesional. Les estoy muy agradecido a la dirigencia, que hizo el esfuerzo de traerme, y a mis compañeros. Todos los días me hacen disfrutar del vestuario.

-¿Qué creías que te iba a costár más?

-En la adaptación a la Argentina, sabiendo de la situación económica del país, de la inseguridad, de muchas coas que están a la vista. Pero estoy muy contento. SInceramente, me cuesta llegar a mi casa y dejar de pensar en el club. hay muchos que lo puedne hacer, yo no.

-¿Y qué pensás cuando estás en tu casa?

-En la buena decisión que tomé en venir a Racing. La gente me brinda mucho cariño, eso para mí es muy lindo. Habla de que estoy haciendo las cosas bastante bien. Mi compañeros me hacen ilusionar cada día con un Racing mejor, acompañados por  la dirigencia, el cuerpo técnico y los hinchas.

-Sos cada vez más eje del equipo en el medio. Pasan todas las pelotas por vos.

-Es que uno tiene que estar en situaciones que pueden pasar dentro de la cancha o en el vestuario. Yo lo veía a Lisandro que, más allá de haber fallado en algunas chances, seguía buscando, intentando, mostrándose. Eso  debemos hacer para mostrarles el camino a los más chicos. Surgieron muchos de las Inferiores, pero no hay que cargarlos de presión. En algún momento van a tener algo malo, deben equivocarse. En los momentos difíciles estaremos nosotros, que ellos se ocupen por jugar. La responsabilidad debe ser de los más grandes. Me gusta que el juego pase por mí. Si pasan algunos minutos y no puedo tocar la pelota, es poque algo mal estoy haciendo, como no moverme bien. Tengo que hacerme cargo.

-¿Te propusiste irte de Racing con un título?

-No pienso en irme… Sinceramente estoy muy cómodo acá. Te cuento una: muchos chicos me cargan porque vivo en Ezeiza. Por el tránsito que hay, tengo que levantarme como a las 6.30 de la mañana para llegar al entrenamiento. A veces los invito a comer asado y se ríen porque tienen como dos horas de viaje más o menos. Pero estoy feliz.

2 comentarios sobre ““A los pibes no hay que cargarlos de presión”

  • el 22 agosto, 2017 a las 13:03
    Permalink

    Esto es lo que uno como hincha le agrada leer de un jugador del club,ojala varios jugadores del plantel,esten en la misma sintonia,ayuda muchisimo para consolidar el equipo.

    Respuesta

Te recomendamos leer las Reglas para los Comentarios de la página. Si tenés alguna consulta o sugerencia sobre las mismas escribinos a webmaster@racingdealma.com.ar y te responderemos a la brevedad. Solo respondemos por correo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *