"Me crié pateando contra los portones del Cilindro"

Es una de las nuevas incorporaciones del plantel dirigido por Antonio Spinelli, con una historia vinculada al club muy fuerte. Cuando hablamos de raíces Académicas o de sangre celeste y blanca, ella es un fiel ejemplo de esto. De patear entre adoquines en la calle Corbatta, contra los portones del club, a llegar al fútbol profesional. Una vida de travesuras en club, de aventuras, de días enteros en las instalaciones. Pasó por el papi fútbol y por las Universidades de los Estados Unidos, siempre con un amor profundo por la camiseta de la Academia. Luana Muñoz sigue viviendo frente al estadio, pero desde hace unos días, además, es jugadora profesional del equipo femenino de Racing. A los 22 años, tras poner la rúbrica, la volante charló con RDA sobre su pasado y presente pegados a la Academia.

"Lógicamente, tengo mucha adrenalina. También la sentí en los primeros entrenamientos, con mucha energía y muy emocionada. Estoy orgullosa y felíz de estar en el club, compartiendo momentos en los distintos lugares del club y con quienes trabajan ahí. Estar vestida de Racing las 24/7 es el sueño cumplido, estoy muy feliz", expresó Luana Muñoz, feliz por haberse convertido en jugadora profesional del fútbol femenino de Racing.

Racing, Luana Muñoz, femenino.
Luana, de pequeña, en la cancha de Racing. Foto: Luana Muñoz (@luafm22 Instagram).

-¿Dónde vivís?

-
En la casa que está frente al portón del estadio, sobre pasaje Corbatta.

-¿Cómo fue tu niñez ahí?

-Me crié pateando contra los portones del club, que dan frente a mi casa. Fue una niñez muy bonita, sobre todo porque tenía buena compañía. Mi mejor amigo, Mateo, estaba siempre ahí conmigo jugando. A veces, los vecinos de al lado de casa también se sumaban. Lo pasábamos muy bien, sobre todo porque estábamos siempre jugando al fútbol, que es lo que siempre amamos de chicos. Muchas veces los vecinos nos pedían que nos corriéramos un poco más para la esquina porque era tanto el tiempo que nos pasábamos jugando a la pelota, que ya era molesto.

Luana vive sobre el pasaje Corbatta, frente al estadio. Foto: @luafm22

Luana Muñoz, una vida frente al estadio de Racing y hoy integrante del equipo femenino

-Ahora lo entendás, pero en aquel momento habrá sido difícil dejar de jugar...

-Era entendible, por eso íbamos variando. A veces pateamos enfrente de casa, en la casa de Mateo. Otras, contra las puertas que están al lado del acceso a prensa. Y siempre nos iban moviendo un poco más. Hemos jugado también en el playón donde, hoy en día, se ubica el micro visitante. Con el tiempo fueron entendiendo que amamos jugar al fútbol. Y más que retarnos, nos hacían chiste cuando pasaban. Saludaban. Era parte de todos los días en la cuadra. Era algo muy lindo. Es de los momentos más lindos la infancia en mi mente.

Liuana, la del medio, en el club. Como siempre. Foto: Luana Muñoz.

-¿Cuáles eran tus sueños?

-De chica soñaba con jugar al fútbol. Pero no tenía ni idea de la existencia del fútbol femenino. Para mí el fútbol era uno, el que se veía en todos lados. Para mí no existía el fútbol femenino. Incluso, cuando tenía que ir a probarme a un club porque había terminado el papi-fútbol, no sabía adónde. Yo soñaba con ser jugadora de Racing, pero no distinguía entre masculino y femenino. Nunca me puse a pensar en si volvía el fútbol femenino porque no lo conocía, lamentablemente. Me hubiese encantado, por suerte hoy no es la realidad de muchas chicas, porque en una de las cosas en las cuales ha crecido el fútbol femenino tan rápidamente en este país fue en la visibilidad que está teniendo. Y gracias a eso, les mostrás a chicas de corta edad que pueden tener ese objetivo claro: “Yo quiero llegar a la primera de tal equipo”, “Yo quiero llegar a la selección”.

El camino que transitó Luana, antes de llegar a Racing

-¿Cómo fue su ida al fútbol de USA?

-Yo pasé primero por UAI Urquiza y River porque Racing no tenía femenino. Y cuando me fui a los Estados Unidos, Racing abrió la disciplina y decidieron competir en el torneo. A mí me quedaban seis meses en Argentina y tenía todo arreglado con la Universidad. No había margen que me pudiera poner la camiseta del club, pero si desde ese momento hasta que Racing entró al mundo del fútbol femenino, siempre estuvo ahí el “Che, porque Racing no arma la disciplina que quiero vestir los colores del club”.

@luafm22

-¿Qué es Racing para vos?

-Racing es mi historia. En la gran mayoría de mi historia de vida, Racing está involucrado. Mi bisabuelo fue portero del club. Mi abuelo fue jugador profesional, mi tío hizo inferiores, mi tía hacía actividades en el club y el resto de mi familia siempre estuvo involucrada de una forma u otra. En el verano siempre veníamos a la pileta. Cuando teníamos la oportunidad, mi mamá me compraba el pase a la temporada completa y de diciembre a marzo me tenías en la pileta todos los días. Hasta cuando llovía, siempre encontrábamos la manera de estar dentro del club. Muchas veces de pasar 8 ó 9 de la mañana, cuando abría las piletas, hasta las 8, 9, 10 de la noche. Siempre adentro del club, todo el verano.

Aquellos tiempos encantadores

-¿Qué recordás más de esos veranos?

-Increíbles. Lleno de amistades, música, tirarnos desde los trampolines de la pileta. De pelearme con los de mantenimiento, con los guardavidas, ya me conocían. Yo buscaba la manera de meterme en el polideportivo para usar la cancha de fútbol. Una vez, con mi mejor amigo, una prima de él y un amigo más, queríamos ir a jugar a la pelota al poli. Y como Mateo y yo conocíamos todas las entradas, porque tenes las dos principales pero a la vez podes ingresar por el vestuario femenino y masculino. Las puertas del vestuario femenino usualmente estaban cerradas y siempre tratábamos de escabullirnos por el masculino. Muchas veces ingresaba por el vestuario de hombres agachada, escapando de la gente de mantenimiento para poder entrar al polideportivo. Pero esta vez estaban los dos vestuarios cerrados...

-¿Y entonces?

-Nosotros conocíamos una entrada que estaba por detrás del polideportivo y teníamos que pasar por el tanque de agua. Y bueno, mi mejor amigo me dijo: “Vamos a ingresar por el costado”. Fuimos por los quinchos, donde había una puertita que conectaba al tanque de agua con el poli. Cuando quisimos pasar, la puerta del lado de afuera estaba cerrada y de adentro, abierta. Entonces, él se trepó por las parrillas, Bajó e intentó abrir la puerta; estaba cerrada. Cuando quiso volver a salir, se rompió el caño de agua y él quedó atrapado: se rompió la mano, tuvo una fractura. Encima, dejamos sin agua al club. Así que ahora se van a estar enterando porque un día, en el verano, todo el club se quedó sin agua... Tengo miles de esas aventuras en el club. Mis recuerdos más felices están en el club: en mi adolescencia y mi infancia.

Luana Muñoz hoy cumple el sueño de defender a Racing en el fútbol femenino, con un sentido de pertenencia que la brota de la piel.

Foto principal: @RacingClub

5 comentarios en “"Me crié pateando contra los portones del Cilindro"”

  1. moro de u., s. a
    ******dios. mio.....dios mio......que. bondad. que nobleza.... es un símbolo...... de ..amor.............lo que significa esta. pebeta*****
    ========================================================
    cuanto. vergüenza. como a muchos. nos da..ver..... en este rincón de==Racinguistas de. corazon==los que. insultando ..creen que las cosas se pueden. ir. arreglando..mas. que .......la pasión..........es. el mandato. del. corazón..donde. solo. tiene cabida...los. sentimiento. que desde. pendejo. ya en uno sentia.......desde ya..todo lo que esta ligado .....al. amor........que esa ..la esencia....... de.nuestro. ... vivir..
    esta super. mujer..==de nombre***LUONA MUNOZ*** este. reportage que don..===FACUNDO. OLGUIN==nos a hecho llegar. se. debería..publicar. en ..todos los colegios ..del. planeta..para .purificar ...a. toda la humanidad...que con solo leerlo..mucho. en la vida.a todos ... nos puede ayudar.......abrazo mayor. chau moro de u. s. a

  2. hermosa entrevista, de esas que los que amamos el club nos emociona !! que bueno que volviste a tus pagos, a tu lugar en el mundo !! Te deseo muchos éxitos y a darle con todo cada día !!!!!

  3. LUANA BIENVENIDA, NO SABES LO QUE TE ENVIDIO, SIEMPRE SOÑE CON VIVIR AHÍ, PODER ABRIR LA VENTANA Y VER AL CILINDRO, DEBE SER MÁGICO, OJALA QUE TENGAS TODA LA SUERTE DEL MUNDO VISTIENDO Y DEFENDIENDO EL MANTO SAGRADO, FUIMOS CON MI SEÑORA A VARIOS PARTIDOS A SEGUIR AL EQUIPO, HERMOSO EL DIA QUE JUGO EN EL CILINDRO MÁGICO, Y OJALA PODAMOS IR Y VERTE, SUERTE MOROCHA, SOCIO BODAS DE ORO 3397, BESO

  4. Luana bienvenida, en verdad te envidio porque siempre soñé vivir ahí, abrir la ventana y ver y respirar el cilindro, ojala pronto te podamos ir a ver, en el torneo anterior fuimos a varios partidos y el mas lindo el que se jugo en el coliseo, por lo que representaba, la mejor de las suertes morocha con el manto sagrado, abrazo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba