Academia que Taladra

Banfield y Racing jugarán hoy un partido clave para meterse en la próxima Copa Libertadores. En esta nota de RdA repasamos una formación compuesta de jugadores que hayan vestido ambas casacas.

En el arco lo ponemos a Cristian Lucchetti, un símbolo en la historia del Taladro, club dónde ascendió siendo figura en el año 2001 y con el que disputó infinidad de partidos. El Laucha tuvo también un paso irregular por el arco de la Academia, donde fue el arquero de aquel conjunto de Guillermo Rivarola que peleó hasta las últimas fechas el Clausura 2005.

El Laucha es símbolo de Banfield y atajó en el Racing que peleó el título en 2005.

En el sector derecho de la defensa encontramos a Mauro Navas. El Cody, surgido de la cantera banfileña, llegó a la Academia para él Clausura 1996 de la mano de Miguel Angel Brindisi. Estuvo un año y medio en Avellaneda y luego continuó su carrera en el exterior.

Como primer zaguero central lo ubicamos al Negro Carlos Galván, aquel morrudo defensor, que surgió en la Academia y debutó al lado de un grande como Gustavo Adolfo Costas. Jugó más de 100 partidos en la Academia y luego paso por varios clubes del medio local, entre ellos Banfield.

Como segundo marcador mencionamos a Sergio Vittor, actual defensor de Racing. El Chino llegó a la Acadé a principios del año pasado con Facundo Sava proveniente del Taladro, en dónde estuvo un año completo, erigiéndose como una de las figuras de la defensa.

El Chino Vittor jugó un año en el Taladro de Almeyda y arribó a la Acadé con Sava.

Para completar la línea de cuatro lo mandamos a la cancha a Javier “Archu” Sanguinetti, otro hombre muy querido en el Taladro: allí jugó gran parte de su carrera. En la temporada 1993-1994, cuando todavía era pelilargo, fue titular en el Racing conducido por Carlos Babington.

En el mediocampo aparece Jose Manuel Chatruc. El “Pepe” llegó a Racing en 1999 luego de interesantísimos años en la primera división de Platense. En poco tiempo se hizo referente de la institución y fue una de las piezas claves para la obtención del título del Apertura 2001. Tras un paso por el exterior y luego de recalar en varios clubes locales, entre ellos Banfield, dónde jugó en aceptable nivel enla temporada 2006-2007, regresó a la Academia y se quedó hasta el año 2009.

Como volante de contención lo tenemos a Sebastián “Chirola” Romero, que vino a Racing a mediados de 2002 (Osvaldo Ardiles era el técnico) luego de un paso por el fútbol español. Estuvo varios años en la Acadé, donde la gente lo recuerda con gran cariño por su entrega y despliegue constante. También tuvo un paso discreto por el Taladro. Jugó sólo la temporada 2010-2011.

Otro mediocampista de marca, aunque también de buen manejo para poner es Javier Lux. El nacido en Carcaraña, producto de las inferiores racinguistas, debutó en la Academia en 1997 y vivió muchísimas malas dentro del club. Integró el plantel campeón del 2001 y luego recorrió varios clubes del ámbito local, incluido Banfield, donde disputó apenas un puñado de partidos en el año 2005.

Como volante corredor ofensivo elegimos a Ricardo “Tito“ Noir. Aquél jugador que debutó en la Primera de Boca en el año 2008 marcándole un gol a la Academia, arribó al Taladro en el 2012 y jugó cuatro temporadas a gran nivel en Banfield; consiguió el ascenso de la mano de Matías Almeyda. El buen nivel mostrado en Peña y Arenales llamó la atención de Diego Cocca, quién lo contrató para su Racing a mediados de 2015. Alterno buenas y malas en Avellaneda y emigró a Chile para tener más continuidad. El viernes último volvió a entrenarse a las órdenes de Cocca, a la espera de tener posibilidades en el segundo semestre.

De punta, sin ningún lugar a dudas, lo ponemos al gran Juan Jose Pizzuti. Tito, el mentor de aquél equipo racinguista campeón de todo entre 1966 y 1967, también era un extraordinario delantero que brilló en Banfield y en Avellaneda. En el Taladro debutó a los 19 años en 1947. En 1953 pasó a la Academia, se consagró goleador y campeón en 1958 y 1961. Jugó con el Loco Corbatta y el Marqués Sosa, entre otras figuras.

Tito Pizzuti empezó en Banfield y después pasó a Racing, donde ganó todo. Allí fue compañero de Corbatta.

Para acompañarlo en la delantera a Tito lo tenemos a Nicolas Pavlovich. El Buitre llegó a Racing a mediados de 2002 y dejó una buena imagen en la institución, dónde anotó varios goles y jugó hasta finales del año siguiente. También dejó un buen recuerdo es en las filas del Taladro: marcó goles importantes en la temporada 2007-2008.

Como entrenador lo sentamos a Angel Cappa, quién debutó como DT en el Taladro, en dónde estuvo tres años. Dirigió aquel Racing que jugaba muy bien al fútbol en el Apertura 1998 y que finalizó 3ero en el certamen detrás del campeón Boca y Gimnasia. Regresó a la Academia en el 2003, pero en esa ocasión no le fue para nada bien.

Repasando en limpio ñ, la formación sería: Luccheti; Navas, Galván, Vittor, Sanguinetti; Chatruc, Romero, Lux, Noir; Pizzuti y Pavlovich. Esperan en el banco Hilario Navarro, Julián Maidana, Javier Villareal, Jose Luis Fernández, Rubén Ramirez y Claudio Graf.

4 comentarios en “Academia que Taladra”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba