La durísima historia de Ricardo Noir

Cuando uno escucha relatos de este tipo la pelota, al menos por un rato, queda de lado. Imposible concentrarse en su actividad profesional cuando un drama familiar de esta magnitud toca la puerta. El pase de Ricardo Noir pertenece a Racing y está a préstamo en Atlético Tucumán. Si bien comenzó bien en el Decano, hubo algo que le generó un cimbronazo en lo personal que obviamente afectó su rendimiento físico.

"Desde que me enteré que mi viejo tenía cáncer, me empecé a desgarrar. No son excusas pero fue imposible pensar en fútbol este semestre", aseguró Tito muy compungido en diálogo con Esto es Racing (Radio Güemes AM 1050).

Con su papá enfermo, el delantero de 32 años participó de siete encuentros en este año donde la viene remando como puede. De hecho, estará en el banco de suplentes esta noche ante Talleres en Córdoba. Sin embargo, lógicamente, su cabeza no está del todo puesta en el fútbol. "Desde que mi viejo tuvo esa enfermedad terminal no pude volver a concentrarme. Espero la gente de Atlético Tucumán me entienda: no somos máquinas, somos personas", aseguró Noir.

MÁS NOTICIAS  Emotivos mensajes de De Paul y Lautaro Martínez

¿Vuelve a Racing en junio?

El atacante que utiliza la número 22 en el Decano llegó a la Academia en el 2015 tras un gran paso por Banfield. Tras un buen primer semestre en Avellaneda, bajó su nivel y terminó siendo cedido a la Universidad Católica de Chile. Diego Cocca pidió por su vuelta y la misma se hizo efectiva en junio de 2017. Sin embargo, el DT campeón con Racing en 2014 le dio muy poco lugar. Por eso, a principios de 2018, Tito fue a Huracán a préstamo por seis meses. En junio emigró a Atlético Tucumán sin cargo y con una opción de compra de 450.000 dólares por el 100 % de su ficha. Consciente de que el Decano no va a adquirir el pase, Tito aseveró: "No creo que siga en Atlético y me parece que tampoco tendré lugar en Racing. Tendré que seguir mi carrera en otro lado". Tiene contrato vigente en la Academia hasta junio de 2020.

3 comentarios en “La durísima historia de Ricardo Noir”

  1. Fuerza Tito, ante estas vueltas terribles de la vida solo cabe acompañar y rezar. Estas cosas son demasiado duras como para hablar de deporte. Dios quiera que pueda salir de este momento. Abrazo de gol y gracias por la página.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba