"De Paul nos enseñó a respetar procesos"

Miguel Gomis en Racing es mucho más que el hombre que bregó por la continuidad de Diego Milito en el fútbol cuando era un pibe al que, parecía, se le habían terminado sus sueños en Cuarta División. Fue la persona que le dio el empujón clave al Príncipe para que retomara el camino de la pelota. Sin él, no habría sido lo que fue después: una estrella del fútbol mundial. Miguel Gomis es, además, un referente, una leyenda en la formación de juveniles: a sus 77 años, su pasión por la dedicación a los pibes sigue encendida con la misma luz en un Predio Tita Mattiussi que el actual director general de las Inferiores de Racing conoce como pocos. Desde su nacimiento.

"Desde sus comienzos estuvimos con el Pety Domínguez (ex DT de Inferiores ya fallecido), recordado amigo, cuando en ese entonces los muchachos terminaban de armar el predio, con Marcelo Stone entre ellos. Es un lugar que quiero muchísimo. Nosotros íbamos a colaborar sacando piedritas de las canchas", recuerda Miguel Gomis en Racing, un símbolo del Predio Tita Mattiussi, mano a mano con RDA.

Miguel habla con fervor. Se extiende en las respuestas. No se las saca de cima, sino que les pone concepto. Les imprime contenido, argumentos. Tiene ganas de contar lo que siente. Da una lección desde su experiencia. Y asegura, Miguel Gomis en Racing: "En su momento se hablaron muchas cosas por la Reserva. Algunos decían que abajo no había nada. Pero en el último tramo el equipo levantó y quedó claro que en las Inferiores de Racing hay muy buenos jugadores. Se pudo revertir lo que no había sido bueno en la Reserva. No le encontrábamos mucho la vuelta. ¿Por qué le costó a la Reserva? Por algunas cosas que no se hicieron bien, por ahí jugadores a los que se apuró u otras situaciones que prefiero que queden para lo interno".

https://youtu.be/oqAuBhWsOKI

-¿Qué balance hacés de 2022?

-Es positivo. Habíamos arrancado bien el año, pero después hubo cimbronazos que hicieron que, de repente, no pudiéramos continuar por la senda en que estábamos. Pero se reacomodó todo y el año fue fructífero en cuanto al crecimiento de los chicos. A esto aspira uno, aunque es lógico que eso se tiene que reflejar en categorías grandes, en la proximidad a las primeras posiciones en las tablas. Porque uno es formador, pero sabe hasta qué edades hay que apuntar más a eso que a la competitividad. En las divisiones grandes tenemos que estar a la altura. Porque son los chicos que después queremos que en Primera den respuestas rápidas. También es importante la estructura física de nuestros futbolistas.

-¿Cómo es ese proceso?

-Fue largo. Siempre nos caracterizamos por tener buenos jugadores, pero a veces la estructura física de ellos hacía que no pudieran competir al mismo nivel que otros adversarios, aun siendo igual o más técnicos. Cuando empezamos hicimos un resumen, un diagnóstico de cómo debíamos encarar esto, cómo mejorar esa estructura física que necesita de muchos complementos. Se fue haciendo y hoy tenemos chicos con una técnica depurada, muy buena, y con una parte física que los hace soportar la presión de cada partido, las lesiones y otros factores.

Volviendo a la Reserva, ¿en qué se falló para que la campaña fuera mala?

-Sería muy largo el análisis, correspondería hacerlo más adentro del club. Pero hubo cosas que no estuvieron como correspondían. Pero en los últimos ocho partidos demostramos que tenemos buenos jugadores. Le hemos ganado a River, a Lanús, a Boca... Los jugadores rindieron, mostraron que estaban capacitados. De hecho, muchos de lelos lograron hacer su primer contrato. Defendimos un poco el proyecto, las ideas, a los jugadores, el trabajo de toda la gente. Me tenían mal las críticas. La gente no tiene por qué estar enterada de todo el trabajo que se está haciendo. Yo sé que el trabajo que se está haciendo es muy bueno.

-¿Cuánto afectó la pandemia?

-En ese año que los chicos no pudieron entrenarse se hizo un muy buen trabajo por zoom. Hasta competimos con países extranjeros en habilidades por zoom. Hicimos torneos para que los sábados por la mañana compitieran como si fuera una jornada deportiva. Creo que Racing está en camino de tener muy pero muy buenos jugadores. Muy competitivos para su primera división cuando el técnico de primera los vaya requiriendo. Hay que respetar los procesos formativos de los chicos, no acelerar demasiado las cosas porque es innecesario. Muchas veces, con ese apuro, hemos frustrado a muchísimos buenos jugadores por esa exposición tan temprana, cuando los chicos todavía no están preparador para poder soportar o sentirse en un lugar que todavía no ganaron.

-El cuerpo técnico de Primera tiene en mente llevar a la pretemporada de Matías Acevedo, volante de 14 años de la Séptima. ¿Qué opinás?

-Matías es un chico que juega bien. Venimos haciendo un trabajo de fortalecimiento. Él tiene edad de Novena y lo subimos a la Séptima, pero antes lo fuimos midiendo. Lo iba a ver entrenarse todos los días, como lo hago con todos, pero ponía especial atención en él. Yo en él no veía que pudiera marcar diferencia y en un momento dude. Pensé que estaba corriendo el riesgo de frustrarlo por el hecho de que él no pudiera realizar en Sétima las acciones técnicas que sí hacía en Novena. Hasta que en un parido de visitante contra Rosario Central, vi que empezó a marcar que podía hacer algo más en la Séptima. Eran destellos de que se estaba adaptando a esa división. Le hicimos una evaluación y por su condición física está a la altura de un chico de la Séptima. Y lo sostuvimos en la división.

-¿Y entonces?

Cuando uno apura estos procesos, cuando estos chicos están en pleno desarrollo de su técnica, repentización, inventiva, talento, si del otro lado un adversario le impide que realice esos gestos técnicos y saque cosas nuevas, empiezan a simplificar el juego. En vez de tirar una gambeta o hacer algo distinto, juegan a un toque. Eso está bien en una determinada edad. Pero en estos procesos formativos, cuando el rival impide realizar esas acciones, el jugador empieza a dejar de intentarlas. Y ahí el futbolista empieza a ser un jugador simple y pierde esa riqueza que podría haber adquirido si lo hubiéramos llevado en un proceso normal, viendo de a poquito hasta dónde uno puede ir buscando ese progreso sin que del otro lado le exijan ser más vivo, más fuerte físicamente o inteligente. Eso me preocupa porque estamos en presencia de un buen jugador, pero no hay que respetarle esa evolución tanto física como técnica que vaya teniendo.

-Está clarito que no estás de acuerdo con la chance de que Acevedo suba ahora a Primera...

-Sinceramente, soy crudo pero real. No estoy muy de acuerdo con que suba a Pirmera en este momento porque el año que viene debería estar jugando en la Sexta y ahí habrá que medirlo. Y si se puede, ir subiéndolo alguna división, de a poco, manejando los tiempos. Y después, a veces el exceso de exposición en edades tan temprana, a veces a los chicos los puede confundir.

-¿Qué impresión le dejaron Grazzini y Videla como flamante dupla técnica de la Reserva?

-Hablé mucho con Grazzini, con Biondi (ayudante)y con el Profe García. Con Videla me lo crucé y charlamos un par de cosas. El plantel de Reserva se armó conversando bastante con ellos. Hasta ahora el diálogo es perfecto. Veremos cómo iremos funcionando con el correr del tiempo. Ojalá que todo se vaya dando por el bien de Racing y de los chicos. Si los directivos decidieron esto, nosotros acompañamos y deseamos el mayor de los éxitos. Porque el éxito de ellos será el éxito de las divisiones juveniles, de los pibes que vienen a entrenarse todos los días haciendo un esfuerzo tremendo y de la institución que se pudo potenciar a través de la venta de jugadores.

-¿Cómo es su relación con Gago?

-Con Fernando hablé un par de veces. No mucho por la cantidad de partidos que jugaron cada tres días, con muchos partidos decisivos. Tampoco soy de ir y meterme demasiado. Uno sabe mantener su lugar. Saben que cuando lo requieran, uno está dispuesto a la consulta o lo que necesiten. Nosotros trabajamos para ser funcionales a la Primera.

-¿Cómo ve al Predio Tita Mattiussi en infraestructura?

-Obras nos hacen falta. Estamos careciendo de vestuarios, de oficinas, de salas de reuniones... De muchas cosas que, de a poco, tengo entendido, se van a empezar a hacer, por lo que me dicen. Ojalá asís ea. Porque el Predio Tita Mattiussi necesita ese golpe en lo que es infraestructura para darles más comodidad a los chicos. Ahora se logró recuperar un terreno indemnizando a una familia que vivía en una casa (zona ocupada hace unos años) para poder trasladar el buffet ahí. Y donde hoy tenemos el buffet lo aprovecharemos para tener más lugares para atender a los chicos.

-¿Está hablando seguido con Diego Milito?

-Con Diego hablo permanentemente. Ahora estuvo en Europa bastante tiempo comentando partidos. Cuando juega Lalo, su hijo de Octava, lo trae él. Nos juntamos para hablar. Y mucho más cunado vuelve de algunos de sus viajes. Me interesa preguntarle, aprender sobre cómo trabajan en juveniles en otros equipos del mundo. Él me averigua, me tiene al tanto de todos los avances que se va teniendo con la tecnología dentro del fútbol para poder evaluar jugadores y hacerles seguimiento. Charlamos mucho del fútbol juvenil, que es mi vida. Después, de Primera, puedo opinar como hincha, pero no por haber tenido experiencia de haber dirigido alguna vez.

-¿Cómo lo está viendo a Racing Milito?

-Disfruta cuando lo ve a Racing bien. Esa es una realidad. Lo hablamos siempre. "Qué bien este, qué bien el otro", me pone en los mensajes. Estaba muy contento con el juego que desplegó Racing. Fundamentalmente, hablamos de la información que me trae de juveniles de otros lugares, como las formativas del Inter o del Barcelona cuando va a España.

Miguel Gomis Inferiores Racing
Miguel Gomis en Racing, con De Paul y Pablo Gomis, su hijo (el de la izquierda). Foto: @miguelangelgomis

Miguel Gomis Inferiores Racing
Gomis en Racing, junto a Diego Milito.

-¿Cómo juega Leandro, el hijo de Milito?

-Es un delantero zurdo. Inteligente, con muy buenos movimientos. Como ha crecido mucho está descoordinado de movimientos, algo normal a su edad. Algunos tienen un crecimiento más rápido que otros. Dejan de conocer su cuerpo, de repente. En sus movimientos me hace acordar a Diego, que a los 14 años tenía movimientos que llamaban la atención. Leía muy bien el juego, después tenía que encontrar al jugador que le leyera esos movimientos. Lo importante es el que le lea el movimiento al 9 para que el 9 pueda explotar sus virtudes. Sin un socio que le ponga la pelota en tiempo y espacio justo, es muy difícil.

Miguel Gomis Inferiores Racing
Miguel Gomis en Racing, junto a su hijo Pablo.

-¿Cómo toma Lalo llevar ese apellido?

-A veces tenemos que tranquilizarlo porque el apellido pesa. Por ahí, si erra un gol se frustra, se pone mal. Y el técnico lo alienta, como a todos los chicos. Es lógico que con la carga del apellido, lo sufra más. Siempre hay que sacarlo de ese lugar para que se olvide de eso. Pero como le gusta al padre, no hacemos ninguna diferencia con él. Cuando tiene que jugar, juega. Si tiene que ir al banco, va al banco. Si tiene que jugar en liga, lo hace. Se le da el mismo trato que a todos los chicos.

Miguel Gomis Inferiores racing
Leandro "Lalo" Milito es el hijo de Diego y juega en la Octava. Miguel Gomis en Racing habló de él. Foto: @RacingClub

-¿De Paul de pibe ya mostraba perfil de líder como en la Selección?

-Justamente le mandé un mensajito el otro día a Rodrigo. Rodrigo a nosotros nos enseñó a respetar los procesos. Cuando era chiquito jugaba muy bien a la pelota. Gambeteaba, pero cuando la perdía no se comprometía con el partido. Y muchas veces, todas esas cosas se le reprochaban a él. Él fue tan inteligente que siguió desarrollando lo suyo, sin preocuparse demasiado por la otra parte: la que veíamos que tenía que agregarle en edades tempranas. Siguió haciendo siempre su juego, tocándole jugar o no. Cuando creció, cuando interpretó lo que era el fútbol no jugar a la pelota, le agrego la otra parte. Y se hizo un jugador... Contra Polonia, y en los partidos anteriores, se hizo el reloj de la Selección, el que maneja las pausas, los tiempos, los pases, las aperturas, el juego por dentro y por fuera... Es el jugador que marda los ritmo de la Selección. Es un jugador fundamental en la Selección. Líder total, tremendamente completo.

El salto a Europa lo hizo más integral a De Paul, según la visión de Miguel Gomis en Racing y sus Inferiores

-Sin dudas. Se fue haciendo más fuerte en estructura física. Cuando no están fuertes los jugadores se sacan la pelota de encima. A su riqueza técnica Rodrigo le agregó lucha. Por eso digo que los jugadores nos enseñan a nosotros. Nunca dejó de desarrollar su técnica y sin hacer caso a muchas de las cosas que les decíamos. Los chicos necesitan pasar por esos procesos. Hoy juega muy bien a través de la inteligencia. Y antes era muy técnico y poco inteligente para el juego. Pero muy inteligente para él.

-¿Qué mirada tiene de Catriel Cabellos, que ya fue dos veces al banco de Primera hará la pretemporada con Gago?

-Es un jugador de muchísima entrega. No da nunca una pelota por perdida, es muy voluntarioso. Para mí todavía hay que ordenarlo en una posición. Ha rotado por muchas. Si bien es polifuncional, porque donde lo pongas va a rendir, su mejor puesto es por la derecha, de volante o de lateral. Ahí es donde le veo más futuro. También puede jugar en cualquier posición de la línea de volantes por su entrega. Porque es un chico muy voluntarioso que, así, puede suplir cualquier déficit.

La palabra de Gomis sobre Catriel Cabellos

-Además de Catriel, en este 2022 hubo varios chicos más a selecciones juveniles: Tomás Avilés (Chile), Francisco Gómez, Agustín Ojeda, Nicolás Meaurio, Máximo Núñez, Gonzalo Escudero, Matías Acevedo, Felipe Schaare...

-Nosotros hicimos muchos contactos con selecciones sudamericanas: de Perú, Chile, Bolivia, Paraguay, Uruguay... Hemos tenido partidos amistosos de ellos con nuestros juveniles en el Predio para generar este vínculo y para que la selección argentina los viera. Catriel, en su momento, fue el primero en sumarse a la Sub 15 de Perú, después fue a la Sub 17. Tomás Avilés, central en la Sub 20 de Chile, también jugará el Sudamericano Sub 20 como Catriel.

Miguel Gomis en Racing es una voz más que respetada en sus Inferiores. Pudiste leerla en Racing de Alma.

Sobre el autor

8 comentarios en “"De Paul nos enseñó a respetar procesos"”

  1. Buenos días gente académica!!
    Quería agradecer a RDA y en especial a Nico Montala y a Tomy Varela, por la nota que nos regalaron ayer en el Racing Vivo de YouTube con Miguel Gomis, un verdadero lujo el que nos dimos los que lo vimos en vivo ayer, es maravilloso escuchar hablar a un tipo que sabe tanto de fútbol como Miguel Gomis.
    Así que muchísimas gracias y que se repitan notas como esta.
    Saludos cordiales.

      1. Por Nada Nico, gracias a ustedes por informarnos sobre todo lo que pasa en Racing todos los días, ya que en los medios televisivos y radiales solo se habla del mundial.
        Aguante RDA y aguante Racing!
        Abrazo de gol de la acadé.

  2. Todo muy lindo con las palabras, ahora hay q esperar q los resultados se vean en el equipo de primera. Ojalá en un futuro no muy lejano el equipo titular de primera lo formen con 50% o más salido del predio Tita, la economía Argentina no da para contratar figuras rutilantes por eso Racing se tiene que nutrir de sus inferiores, y hacer el esfuerzo para contratar de vez en cuanto jugadores que cambien la ecuación, por los cuales invertir mucho. Lo demás deberá salir de los predios, por eso a mi entender habría q invertir en construir en Ezeiza. Y si los captadores actuales no dan resultados, habrá q cambiarlos. El futuro de Racing económico y deportivo de Racing depende de sus juveniles. Por eso es la mejor inversión.

  3. Buenas. Nicolás, buenísima la nota con Miguel Gomis. Te hago una pregunta con respecto a la prueba de jugadores en el predio Tita: ¿Tenés idea cuándo arrancan las pruebas en Racing?
    Espero puedas darme alguna info y desde ya gracias por el espacio.
    Saludos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll al inicio