Ortega Sánchez: "Centurión debe recapacitar por el bien de Racing"

Con la misma tranquilidad con la que llevaba el balón cerca de su botín derecho, nos atiende del otro lado del teléfono Norberto Ortega Sánchez. El Beto, aquél exquisito enganche que tuvo dos buenos pasos por el club a finales de los 80´y principios de los 90´,repasa su cariño por el deporte, sus comienzos como profesional y nos cuenta cómo fue su experiencia de haber vestido la camiseta de Racing. Actualmente en su rol de intermediario de futbolistas se detiene a analizar el presente del equipo del Chacho y se muestra optimista respecto al futuro de la Academia. No te pierdas esta entrevista con un hombre que supo desplegar talento y goles  dentro del campo de juego y hoy desprende conceptos interesantes fuera del mismo.

"Centurión debe recapacitar por el bien de Racing", le cuenta el Beto a RDA.

-¿En qué barrio naciste y de qué manera comienza tu pasión por el fútbol?

- Vengo del barrio de Victoria, partido de San Fernando y mi amor por el fútbol fue desde que nací. Desde que tengo uso de memoria me recuerdo pateando una pelota. No sólo me gustaba jugar al fútbol, sino también me gustaban otros deportes, practicaba todos ellos en el club San Fernando. Hice básquet a la par de estar jugando fútbol de los 8 hasta los 16 años. En mi familia eran todos muy futboleros también.

-¿Cuándo te decidiste a ser un jugador profesional?

- Fue algo que se dio con el tiempo, me destaqué en un torneo interno en San Fernando y ahí empezaron a aparecer algunas posibilidades de probarme en los clubes. Me animé a ir a probarme a River, anduve bien en la prueba pero me dijeron que por el momento no tenían lugar, quedé en Platense pero no me gustaba mucho el ambiente y por medio de un dirigente de Tigre que me vio jugar, me ofrecieron ir a probarme ahí. No lo dudé y arranqué con todo, en ese entonces tenía 17 años.

-¿De pibe siempre jugabas de enganche? ¿Qué referentes tenías en la posición?

- Si, ser organizador de juego era algo que me apasionaba, jugar de enganche en fútbol y también de armador en básquet. Y en mi posición si bien cuando era chico no tenía un ídolo definido, después naturalmente uno sentía admiración por Maradona y el Beto Alonso.

-¿Cómo se da tu debut como futbolista profesional de Tigre?

- Yo había arrancado en Quinta División, al poco tiempo empiezo a mechar en Reserva y creo que antes de los 19 años ya debuto en Primera. Tigre en ese entonces estaba en la segunda división del fútbol argentino, en una categoría muy competitiva. Siempre recuerdo que cuando yo jugaba de enganche en Tigre, Colombatti lo hacía en Morón.

-¿Llegaste a enfrentar a Racing en la B con la camiseta de Tigre?

- Si, empatamos 1 a 1 en el Monumental y después les ganamos 1 a 0 como local. Lo que me acuerdo es que Racing reventaba todas las canchas donde jugaba y que también tenía un equipazo en el que se destacaba Miguel Brindisi.

- Luego de jugar en Tigre pasas a ser jugador de San Lorenzo, donde te destacas varias temporadas. ¿Cómo y en qué contexto se da tu llegada a Racing?

- Si, en San Lorenzo en aquella primera etapa jugué casi 140 partidos, convirtiendo también varios goles e integrando grandes equipos. La salida fue bastante especial de San Lorenzo, porque yo venía jugando por el 20% y lo hacía prácticamente gratis. Entre los dirigentes de los clubes había una especie de pacto silencioso para no contratar jugadores libres, sin embargo Juan De Stéfano me hace una propuesta para venir a Racing a mediados del año 88 y la acepté, siempre me había llamado mucho la atención el club y principalmente la gente. Llegué a Racing luego de que el equipazo del Coco haya ganado la Supercopa. Me encontré con grandes jugadores de la clase de Fillol, Ruben Paz, Walter Fernández, Colombatti, el Mencho, el Toti Iglesias, el Panza Videla.

- Tuviste muy buenas actuaciones en aquel primer año en Racing. ¿Qué partidos son los que más te acordás?

- Y me acuerdo de varios, el debut contra Ferro donde marqué un gol fue importante para arrancar con el pie derecho. También hice varios por Copa Libertadores, que lamentablemente no nos alcanzó y quedamos eliminados contra Atlético Nacional de Medellín en octavos de final.

- ¿Dentro de un plantel plagado de figuras cuáles eran los compañeros con los que mejor te entendías dentro del campo de juego?

- Y con Rubén Paz y Walter Fernández nos buscábamos mucho, era muy simple jugar con ellos y en todos los partidos generábamos un montón de jugadas de peligro.

-¿Por qué crees que esos buenos equipos que tuvo Racing luego de ganar la Supercopa no pudieron volver a ganar otro campeonato?

-Considero que si bien se estuvo cerca en el plano local, a Racing le faltaba un orden institucional para poder mantenerse ahí arriba. Cuestiones como la de no saber bien dónde íbamos a entrenar al día siguiente por temas económicos con los predios o con algunos jugadores no respaldaban los buenos resultados que se venían obteniendo.

-¿Qué relación tenías con el presidente Juan De Stéfano?

- Era un tipo muy efusivo Juan, pero siempre acompañaba al plantel y se mostraba siempre predispuesto para con nosotros. A mi entender era un tipo muy fanático de Racing y guardo una buena imagen de él.

- Dentro de una época del club en el cual reinaban los incumplimientos de pago y los atrasos salariales. ¿Qué fue lo más insólito que te tocó vivir siendo jugador de Racing?

- Si, en realidad en aquella época los problemas económicos estaban de moda en la mayoría de los clubes, no solo en Racing. Lo que si me acuerdo que hacíamos entre los más grandes del plantel era juntar unos mangos para darle a los chicos que recién arrancaban y les costaba venir a las prácticas cuando no se les pagaba en tiempo y forma. Recuerdo varios pibes de aquellos planteles como Sozzani y Kohary.

- Luego de estar un año en buen nivel en la Academia te vas para España. ¿Cómo se da eso?

- Se da porque existió la chance de irme a jugar al Elche de ese país. Principalmente yo tomé la decisión porque sabía que después de la salida del Coco Basile, iba a venir Pedro Marchetta y yo no quería saber nada con él. Nunca me había dirigido pero no me habían gustado cosas que me habían llegado de él.

- Regresas a Racing a mediados de 1990. ¿Con qué equipo te encontraste?

- Con un Racing renovado, ya no había grandes jugadores como el Pato Fillol, ni Colombatti ni Walter Fernández. Como entrenador recuerdo que estaba el uruguayo Chabay y el que si seguía era Ruben Paz. Como centrodelantero estaba Lanzidei. También al poco tiempo de que vuelvo aparece el Turco García, con el que me llevaba y me llevo bárbaro.

- Hay un partido recordado de esa época en una Liguilla para entrar a la Libertadores contra Vélez en el que andas muy bien…

- Si, fue contra el Vélez que dirigía el Bambino Veira. Eran instancias decisivas de la Liguilla, allá en Liniers habíamos perdido 3 a 0 y ni el más optimista se pensaba que lo podíamos dar vuelta. En la vuelta en Avellaneda lo revertimos y le ganamos 5 a 1, metí un gol y el último lo hace Cachito Borelli, otro crack.

- Aquél Racing que dirigía Perfumo peleó el torneo local hasta que perdió por goleada contra Boca en la Bombonera….

- Si, aquel fue un golpe duro en un partido que se jugó por la mañana en La Boca. Veníamos peleando el torneo palmo a palmo, yo metí el gol del empate 1 a 1, tuvimos varias situaciones para ponernos en ventaja a través del Turco García, no se nos dieron y en el segundo tiempo Boca nos goleó 6 a 1. Teníamos muy buen equipo nosotros y lamentablemente después de ese partido se nos esfumó la chance.

El Beto con la camiseta de Racing.

- Al término de aquel Torneo Clausura de 1991 te vas del club para  jugar en Vélez…

- Se me terminaba el contrato que tenía con Racing a mitad de año y sentí que era lo mejor en ese momento, ya que se produjo también otra renovación en el equipo.

-¿Cómo te trataba la gente de Racing cada vez que retornabas al Cilindro para jugar con otra camiseta?

- La verdad que la gente siempre me ha tratado muy bien y el cariño con ella es algo recíproco, porque disfruté mucho las dos etapas que pase en el club. La gente de Racing siempre fue muy apasionada y a la vez muy exigente, en Racing no cualquiera rinde porque hay mucha ilusión y también mucha presión por parte del público.

- En San Lorenzo, que también tenía una importante sequía de títulos a nivel nacional, conseguiste el título en el Clausura 1995. ¿Crees que justamente fue lo que te faltó para que la gente te identifique más con Racing?

- Si, en San Lorenzo rompimos una racha de 21 años sin campeonatos locales y además ahí jugué más tiempo. Me hubiese encantado poder lograr algún título en Racing, creo que estuvimos bastante cerca y hubiera sido magnífico para mi carrera.

- Te retirás de la actividad profesional en el mismo club en el cual debutaste. ¿Cómo fue el tiempo después de haber colgado los botines?

- Si, me retiro a fines del año 98 jugando para Tigre, tenía para jugar un año más, pero termino rescindiendo el contrato porque me di cuenta que hasta ahí había llegado. El tema del retiro lo asimilé bien porque era algo que ya lo venía madurando. Además tuve la suerte de seguir ligado en parte al fútbol, porque al poquito tiempo de haber colgado los botines, empecé a trabajar en una oficina de representación de jugadores, actividad que sigo haciendo actualmente, no soy representante, sino que soy intermediario.

- ¿Seguís vinculado a gente de Racing en tu rol actual de intermediario?

- Si, todavía me mantengo en contacto con varios muchachos con los que compartimos plantel y después en Racing también he jugado muchos partidos en el Senior. Más allá de que juego en San Lorenzo, también lo he hecho mucho tiempo para Racing, eso también habla de lo mucho que quiero a la institución. Al Cilindro también suelo ir más que nada cuando viene alguien del exterior a ver jugadores.

-¿Cómo ves al Racing del Chacho Coudet? Me imagino que a él te lo has cruzado varias veces como rival dentro de la cancha..

- Me gusta y me identifica la propuesta del Chacho. Creo que un técnico joven y entusiasta cómo él le hace bien al fútbol argentino, lo mismo que Gallardo y Barros Schelotto. Dentro de la cancha nos enfrentamos varias veces, era un volante con muchas condiciones técnicas. Además tenemos un muy amigo en común que es el Loco Dalla Libera, otro personaje muy querido en el mundo del fútbol.

- ¿Qué jugador del plantel actual de Racing puede llegar a asemejarse a las características que tenías en tu época como jugador?

- Ninguno. Que no suene raro, hoy prácticamente la posición del enganche está en extinción y en Racing hay jugadores con otro tipo de habilidades distintas a las mías. Después lo que te puedo decir es que un jugador que me encantaba era Lautaro Martínez, que pese a jugar en otra posición, uno se da cuenta que entendía bien el juego.

- ¿Qué opinión tenés de lo que paso con Centurión en cancha de River?

- Creo que Centurión se equivoca por entrar en el juego de las provocaciones de los rivales y dejarse llevar por las revoluciones del momento. A mí me pasó que me expulsaran alguna vez por reaccionar contra un rival, pero de eso aprendí y no lo hice más. De los rivales dentro de la cancha podes recibir insultos, agravios, patadas, codazos, pero está en uno no responder o mejor, hacerlo pero con la pelota al pie y jugando, que es lo que uno sabe. Me parece que Centurión tiene que recapacitar por el bien de Racing, sobre todo con algunas cuestiones que fueron pasando. Tiene que brindarle lo mejor al equipo y de ahí en más hacer que se olvide lo que pasó contra River. Al fútbol hay que jugarlo seriamente y con responsabilidad.

- ¿Cómo ves a la Academia para poder pelear la Superliga?

- Lo veo bien a Racing, porque si bien no le veo un jugador descomunal como podría ser Lautaro Martínez, veo que tiene un plantel bastante completo y eso le va a dar muchas alternativas para poder pelear ahí arriba.

 

3 comentarios en “Ortega Sánchez: "Centurión debe recapacitar por el bien de Racing"”

  1. Un día le pregunté a Rafael Furchi, éx árbitro, compañero de trabajo mío, cual era el jugador más dificil de manejar, y me dijo: Ortega Sanchez, sin duda. Un grande.

  2. Académico sin filtro

    Por aquellos años yo no tenía mas de 10 años, lo que más recuerdo de Ortega Sanchez en racing fue q pensé “que bueno que este tipo viene a racing así no nos hace mas goles” jajajaja
    Siempre nos embocaba jugando para los cuervos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba